Agendar una cita

Agendar una cita

Enfermedad de Reiter o Sindrome de Reiter

¿Qué causa la artritis reactiva?

Esta es una enfermedad multisistémica caracterizada por uretritis, artritis y conjuntivitis no infecciosa con afectación cutáea.  

La artritis es probablemente una enfermedad autoinmune con una predisposición genética desencadenada por agentes infecciosos. Entre estos agentes infecciosos podemos mencionar los gastrointestinales (Shigella, Salmonella y Campylobacter) y genitourinarias (Chlamydia trachomatis). La artritis reactiva es más grave en pacientes con VIH.

¿Cómo se diagnostica la artritis reactiva?

DIAGNÓSTICO ES CLÍNICO.

  • Historia Clínica. Antecedentes de infecciones gastrointestinales o genitourinarias. 
  • Laboratorios:
    • Hemograma completo con velocidad de sedimentación. 
    • Proteína C Reactiva.
    • Examen General de orina y Urocultivo. 
    • Serología y cultivo de orina, uretra, sangre y heces para Clamidia.
    • Antiestreptolisina O (ASOT)
    • Prueba de VIH
  • Imagen. Radiografía simple o Tomografía Computarizada y/ o Resonancia Magnética para evaluación de articulaciones. 
  • Artrocentesis. Análisis de líquido sinovial para pacientes con sintomatología articular. 
  • Biopsia de piel. En pacientes que se sospeche de lesiones malignas o premalignas. 

¿Qué síntomas o presentación clínica tiene la artritis reactiva?

Mayor incidencia en hombres jóvenes (20-30 años).

Antecedentes de infecciones gastrointestinales (dolor abdominal, diarrea) o síntomas genitourinarios (disuria, secreción del pene). 

Síntomas:

  • Fiebre
  • Malestar
  • Fatiga

Triada clásica (30% de los pacientes):

  • Uretritis
  • Artritis
  • Conjuntivitis

Afectación Genital

  • Erosiones o ulceraciones en el glande. 
  • Placa psoriasiforme escamosa y húmeda con un borde circinado. 
  • Formación de costras
  • Dolor en el área genital

Pueden presentar dolor en región lumbar y artralgias (dolor en las articulaciones).

Artritis reactiva

¿Cuál es el tratamiento de la artritis reactiva?

No tiene una tratamiento especifico. 

Es necesario el manejo de los síntomas así como la constante evaluación de la afectación articular. 

Entre los medicamentos para tratar la sintomatología y mejorar o mantener la actividad funcional podemos mencionar:

  • Analgésicos
  • Corticoesteroides
  • Medicamentos antirreumáticos modificadores de la enfermedad (FARME). 

La enfermedad cutánea se maneja con:

  • Corticosteroides tópicos
  • Queratoliticos tópicos
  • Análogos de la vitamina D
  • Tratamiento sistémico con acitretina oral o metotrexato

Procedimiento médico

Es importante el manejo multidisciplinario con Infectología, Reumatología, Oftalmología, Gastroenterología, Cardiología y Fisioterapía.  

Bibliografía

A. Hall, Atlas of Male Genital Dermatology, https://doi.org/10.1007/978-3-319-99750-6_43